Ética Igualdad de género

Mi hermana, un vagón con mujeres y un soez y malnacido hombre.

IMG_1340

En nuestra clase de ética abrazamos  los contenidos del currículum mediante la observación, análisis o intervención de la realidad. Nuestra primera clase del curso 2015-16 comenzará con estas palabras de mi hermana. Donde describe un hecho puntual, pero normal, por desgracia. Mundial también, pues la ignorancia y violencia machista se da en todos los países, y en algunas culturas campa a sus anchas. Arancha dixit:

Ayer, 9 de la noche. Un vagón de tren casi lleno. Todas mujeres de edades varias, excepto un chaval, joven, delgado, con aspecto de débil. Siguiente parada, se añade al vagón un individuo de unos 30 años de edad. No importa saber de donde viene. Afectado probablemente por una o varias sustancias que le hacen creerse más grande del metro setenta que le sustenta. Se siente gallo, él allí con tanta mujer. Y comienza el espectáculo. Eructos, sonidos abruptos, miradas intensas y sonrisas de creerse muy gracioso. Al tercer erupto se empieza a sentir la molestia general de las mujeres, y repito que éramos casi todas mujeres las que allí estábamos. Una de ellas tose, él tose forzado. Otra se levanta y se cambia de vagón, la más valiente quizá. Él se da cuenta y lanza un grito de sonido prehistórico. Algunas hablan en susurros entre sí y el imita el sonido de cuchicheo. Ninguna le decimos nada, sabemos que ante mamarrachos como este lo mejor es callar. Una joven adolescente aprendió ayer que tiene que “aguantar” este tipo de comportamientos. Yo me retorcía en mi asiento pensando por qué y hasta cuando tenemos que aceptar que un asqueroso manifieste la superioridad que se cree tener sólo por ser hombre entre un grupo de mujeres. No le conozco, ni falta que me hace, para saber que es un acomplejao, un cobarde, que necesita de sustancias para sentirse algo y que de haber habido un par de hombres en el vagón no se hubiera atrevido a demostrar lo payaso que es. Las más mayores se mostraban resignadas. A otras se nos notaba la rabia y la impotencia, Triste lección que se llevaron las más jóvenes.

Una vez planteada la situación comentaremos los aspectos que emergen en ella, e intentaremos agruparlos por consenso en 3 o 4 para relacionarlos con los contenidos de la asignatura. Seguro que convivencia, respeto, moral, igualdad serán algunas de las  ideas que aparezcan. Imagino que tendré que avivar el debate aludiendo a la indiferencia ante estos hechos, y a la impunidad ante los mismos…para referirnos a la violencia social y  los derechos humanos. Para esto, nos viene muy bien la frase que pintaron en nuestro aula los chicos y chicas del año pasado (foto de portada).

¿Y tú, tú que puedes hacer antes esto? ¿cómo puedes o podemos intervenir y mejorar esta realidad? ¿ es problema tuyo? ¿tienes algo que aportar? serán las siguientes preguntas que surjan para nutrir nuestras reflexiones. Acto seguido pediré voluntarios para continuar con el legado de sus compañeros y compañeras del año pasado que durante el curso tuvieron un grupo activo en el colegio para impulsar y velar por la igualdad de género en el colegio, sus grupos y nuestra comunidad.

Para finalizar repasaremos este artículo: http://lareplica.es/el-neomachista-10-frases-para-detectarlo/ y por parejas iremos explicando cada una de estas ideas que aporta:

1) Yo no soy feminista ni machista, yo creo en la igualdad:

2) También hay violencia de género contra los hombres: 

Tuit polémico, machista e innecesario de la cuenta de la Guardia Civil en Twitter.

3) Existen muchas denuncias falsas:

4) Eres una feminazi radical:

5) El lenguaje inclusivo es una tontería, acabaremos diciendo sillas y sillos:

6) Sois muy pesadas con eso del feminismo: 

7) No es acoso, es un piropo:

Campaña "No me llamo nena" )Madrid 2014).

8) Me da igual que sea un hombre o una mujer, lo que importa es la persona: 

9) También debería existir un día del hombre: 

10) Ya hemos conseguido “la igualdad”: 

Para finalizar, compartiré esta frase de En Lo que mueve el mundo de Kirmen Uribe ( enseñaré el libro y animaré a su lectura):

“Al tener un hijo, se adquiere el pánico a la pérdida, a dejarlo solo para siempre. Si además, es niña hay que añadir el pánico a que sea sometida por algún hombre. La mayoría de las mujeres que conozco han sufrido de mayor o menor calibre algún ataque.”

Nosotros no usamos libro de texto, ¿ para qué si podemos asomarnos a la vida, verdad Dewey?

IMG_1340

Aula 4º de la ESO del Colegio Verdemar

11350622_831595946932396_5185352584033297479_n

 

About the author

Gonzalo Silió Sáiz

Gonzalo Silió Sáiz

Leave a Comment

1 Comment

  • Qué gozada de sesión, que afortunados tus alumnos/as y qué pena no presenciarlo en directo!!! Qué grande eres Zalo!!!!